Proof of the Petitioner’s StatusPrueba del Estatuto del solicitante

All I-130 petitions must be filed with evidence that the petitioner is either a U.S. citizen or a U.S. lawful permanent resident (green card holder). (Send copies not originals.)

Todas las peticiones de Forma I-130 deberán presentarse con evidencia de que el peticionario es un ciudadano estadounidense o un residente permanente legal los E.U. (titular de la tarjeta verde). (Enviar copias no originales).

If the petitioner is a U.S. citizen by birth, a birth certificate is the best proof. Only birth certificates issued by a U.S. state government agency are acceptable. Hospital birth certificates cannot be used. When the petitioner is a U.S. citizen born outside U.S. territory, a certificate of U.S. citizenship, naturalization certificate, or U.S. consular record of birth abroad are best. An unexpired U.S. passport can also serve as proof.

If the petitioner is not a U.S. citizen but is a permanent resident, his or her status can be proven with the petitioner’s green card (make a copy of both sides), unexpired reentry permit, or passport with an unexpired stamp indicating admission to the U.S. as a permanent resident. (The unexpired stamp in a foreign passport is used only in the few cases where the petitioner has just been approved for a green card but is still waiting to receive the card itself. The card typically arrives in the mail a couple months later.) When green card holders act as petitioners, USCIS will not check its own records to establish the existence of the green card. Your petitioning relative is responsible for supplying this evidence.

Si el autor es ciudadano estadounidense por nacimiento, certificado de nacimiento es la mejor prueba. Sólo los certificados de nacimiento expedidos por una agencia de Gobierno de estado de los Estados Unidos son aceptables. No se puede utilizar certificados de nacimiento del hospital. Cuando el autor es un ciudadano estadounidense nacido fuera del territorio de Estados Unidos, un certificado de nacionalidad estadounidense, certificado de naturalización o registro consular U.S. de nacimiento en el extranjero son los mejores. Un pasaporte vigente también puede servir como prueba.

Si el peticionario no es ciudadano estadounidense, pero es un residente permanente, puede demostrar su condición con el peticionario tarjeta verde (realizar una copia de ambos lados), permiso de reingreso restante o pasaporte con un sello vigente que indica la admisión a los Estados Unidos como residente permanente. (La marca vigente en un pasaporte extranjero se utiliza sólo en los pocos casos donde el autor acaba de aprobar una tarjeta verde, pero todavía está esperando recibir la propia tarjeta. La tarjeta normalmente llega en el correo un par de meses despues.) Cuando los titulares de tarjeta verde actúan como peticionarios, USCIS no verifica sus propios registros para determinar la existencia de la tarjeta verde. Su pariente peticiones es responsable de suministrar las pruebas.